Escritores estafados por la Editorial Pelícano

Un conjunto de escritores latinoamericanos, entre ellos uruguayos y una autora española, han decidido denunciar públicamente a la “Editorial Pelícano”, también llamada “Grupo Editorial Pelícano”, por haber incumplido un contrato por el cual adquirió el año pasado los derechos de producción, reproducción, distribución y venta en forma de libro -tanto en papel como en e-Book- de muchas de las obras de estos autores.

editorial-pelicanoLos escritores se han sentido literalmente estafados por esta supuesta editorial que en ese contrato fijó como sede la ciudad de Miami, Florida (Estados Unidos) -y cuyo representante dijo ser Huberto Pérez Bernate- pero que, sin embargo, se pudo establecer que se trata de una “empresa” con residencia en Medellín, Colombia, usándose la misma como herramienta siniestra para cometer uno de los fraudes más condenables por la cultura universal.

Esther Laso Esteban, en su Decálogo del Escritor, afirma que “el mundo editorial actual está muy revuelto y la noble intención de publicar un libro se ha convertido para el escritor en un camino lleno de trampas y frustraciones; el proverbial oscurantismo del sector y su tendencia al elitismo son el caldo de cultivo ideal para que surjan infinidad de empresas que se hacen pasar por editoriales”.

Agrega la prestigiosa profesional que dichas supuestas editoriales, están estafando diariamente a cientos y quizá miles de escritores que desean ver su obra editada e impresa.

Es lo que, lamentablemente, ha sucedido con este grupo de escritores de América Latina.

EL FUNDAMENTO DE LA DENUNCIA

En el año 2011, “Editorial Pelícano” o “Grupo Editorial Pelícano” abrió una convocatoria de recepción de manuscritos para evaluación y posible publicación. Muchos fueron los autores que enviaron sus trabajos, y muchos también los publicados. Hoy, un año después, esos autores publicados se sienten defraudados y estafados.

Por contrato y en la carta de edición, se prometían cosas que después no fueron cumplidas. Empecemos de menor a mayor, aunque todos los puntos que se detallan son igual de importantes.

En primera instancia, al firmar el contrato, los autores tuvieron que abonar una tarifa correspondiente a legalización de contrato y el envío de un ejemplar de autor. Se duda que esos contratos hayan sido legalizados, y nos consta que muchos autores no han recibido el ejemplar correspondiente, el cual, como se dijo, tuvieron que abonar.

En el contrato se estipulaba que… Sigue leyendo.

Anuncios

Déjanos tu comentario ¡Gracias por participar!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s